Depresión perinatal, una realidad en la maternidad

Tiempo de lectura: 6 minutos

Entre el 8% al 51% de las personas embarazadas tendrán síntomas depresivos durante el embarazo, también conocido como depresión perinatal.

 


Depresión perinatal, una realidad en la maternidad

 

Cuando hablamos sobre el periodo perinatal, nos referimos a “esos procesos que suceden desde que existe el deseo de ser madre hasta los primeros años de vida del bebé”. Es decir, el periodo perinatal abarca tanto el embarazo, el parto, el posparto, el puerperio, así como los procesos de búsqueda de embarazo, la infertilidad y el duelo gestacional. 

Los medios de comunicación, la televisión y el cine, muchas veces nos muestran un concepto de maternidad como si fuera un camino de rosas. Una maternidad que no representa las distintas realidades que podemos vivir, donde quedan invisibilizados muchos sentimientos, preocupaciones y situaciones que se viven en el día a día. Es decir, nos muestran una maternidad romantizada y nunca nos muestran la realidad de una depresión perinatal

Toda esta etapa perinatal y los diferentes procesos que abarca, es una etapa donde ocurren muchos cambios a los que nos tenemos que ir adaptando. También aparecen esperanzas, expectativas, miedos, entre otros. Por lo que se considera que es una etapa sensible y puede comportar que la persona gestante pueda sentir una gran vulnerabilidad, y en ocasiones, sufrimiento. El resultado más recurrente es el de la depresión perinatal y depresión posparto

Desde Sensual Intim, queremos dar visibilidad a las distintas realidades que viven las personas gestantes, madres, padres y las diferentes implicaciones que pueden surgir durante el periodo perinatal. 

 

¿Qué es la depresión perinatal?

Como comentábamos anteriormente, la etapa perinatal es un periodo sensible en la vida de las personas. Se experimenta una gran vulnerabilidad y pueden suceder eventos, situaciones o emociones que provoquen un gran sufrimiento a la persona que esté viviendo esta etapa.

Generalmente hablando, este sufrimiento, si no se trata correctamente, puede dar lugar a trastornos depresivos. Puede ocasionar consecuencias físicas y psíquicas, tanto para la madre como para el bebé. De hecho, seguramente has llegado a escuchar sobre la depresión posparto al hablar de depresión y maternidad, un trastorno del estado de ánimo muy conocido y que, en los últimos años, ha dado de qué hablar. Y probablemente conozcas a alguien que la haya vivido. 

Sin embargo, sabemos que la depresión puede surgir en otros momentos del periodo perinatal y no sólo en la etapa de después del parto.


❗️DATO CLAVE:  La depresión puede surgir en cualquier momento del periodo perinatal, que contempla desde que existe el deseo de ser madre hasta el primer año de vida del bebé.

Es importante poder dar visibilidad a  esta realidad, ya que afecta a muchísimas más personas de las que nos imaginamos. Algunos datos que recoge el Colegio Oficial de Psicólogos de Cataluña (2021), son:

  • del 8% al 51% de mujeres tendrá síntomas depresivos durante el embarazo
  • 2 de cada 10 mujeres, presentará un problema de salud mental durante el embarazo y el primer año después del parto
  • Más del 75% de estas mujeres no estarán diagnosticadas ni recibirán el tratamiento adecuado.

Estos datos muestran la importancia de que en los sistemas de salud se incluyan programas para que profesionales de la salud mental perinatal puedan detectar, intervenir y proporcionar un tratamiento adecuado a cada situación. De esta manera, proporcionar bienestar emocional y psicológico a la madre y, por ende, al conjunto de la sociedad para minimizar futuras dificultades en la madre y bebé. De esta manera se podrá prevenir la depresión perinatal


💥 BONUS: Hablemos sobre el puerperio y cómo afecta a la mamá

¿Cuál es la influencia de la pandemia por COVID-19 en depresión perinatal?

La situación de pandemia causada por la COVID-19 que hemos estado viviendo en el último año y medio, ha hecho que muchos centros hospitalarios ajusten sus protocolos de atención al embarazo y parto. De hecho, la sanidad ha marcado pautas y protocolos mucho más estrictos en esta temporada, ocasionando consecuencias significativas en la estabilidad emocional durante estas etapas que de por sí ya son vulnerables.

Por ejemplo, las personas embarazadas tienen que entrar sola en las consultas de seguimiento del embarazo o que en el parto no se permitan acompañantes, entre otros. Además, a causa de la COVID-19, muchos recursos de los que se podían beneficiar las madres, bebés y familias –como por ejemplo, grupos de apoyo, clases de preparación al parto…– se han visto eliminados de la programación de centros de salud y centros privados. Esto, sin lugar a dudas, ha hecho mucho más complicada la vivencia de la maternidad, en donde la soledad y la incertidumbre han podido ser protagonistas en muchos momentos.

Por ello no ha de sorprendernos que en recientes estudios se haya demostrado que el efecto de la pandemia por COVID-19 ha triplicado los casos de depresión en la maternidad y en la etapa perinatal.


❗️DATO CLAVE: Del 8% al 51% de mujeres tendrá síntomas depresivos durante el embarazo.

¿Cuáles son los síntomas de depresión perinatal?

De acuerdo con NIMH –National Institute of Mental Health,  los principales síntomas de la depresión perinatal son:

  • Tristeza, con un sentido persistente de vacío y falta de esperanza; 
  • Mayor irritabilidad y, a su vez, sensación de culpa, nulidad e impotencia;
  • Pérdida de interés en pasatiempos, actividades e inclusive en el embarazo;
  • Fatiga y cansancio anormal; 
  • Dificultades cognitivas como pérdida de concentración, problemas para recordar cosas o complicaciones para tomar decisiones;
  • Alteraciones en las horas de sueño (se duerme mucho y se descansa poco, o se duerme muy poco); 
  • Alteraciones en la dieta o apetito; 
  • Dolores corporales, como migrañas, calambres y muchos problemas digestivos sin causa física aparente; 
  • Hay dudas e incomodidades en torno a la maternidad o al vínculo de apego con el bebé;
  • Se cuestiona de manera frecuente la capacidad de cuidar a un bebé; 
  • Pensamientos intrusivos sobre la muerte, el suicidio o ejercer algún tipo de daño a sí o al bebé. 

Por lo que vemos, la depresión perinatal se trata de una experiencia que engloba no sólo lo emocional, también lo fisiológico (cómo sentimos el cuerpo), lo conductual y lo cognitivo (los pensamientos que nos atraviesan la mente e impactan en el cuerpo). De hecho, de acuerdo con el biólogo chileno Humberto Maturana, cada pensamiento es una acción que pasa a experimentarse en el cuerpo. Por lo que, si se vive alguno de estos síntomas – es muy importante recordar que NO se tiene que vivir esto sola y se puede recibir apoyo del puerto de refugio y del lugar seguro para una/e misma/e. 


💥 BONUS: Los miedos en el embarazo y posparto más frecuentes

¿Qué hacer si tengo depresión perinatal?

Como ya hemos visto, la depresión perinatal es una realidad de muchas mujeres y personas embarazadas. Por eso importante identificar estas emociones para que, sin un juicio ni reproches hacia una/e misma/e, podamos buscar apoyo necesario y útil para garantizar nuestro bienestar. No es normal sentirnos mal durante estos periodos tan vulnerables y sensibles, por lo que visitar a una especialista en salud emocional y emocional, especializada en depresión, maternidad y perspectiva de género será una opción valiosa. La psicóloga o psicoterapeuta te ayudará a acompañarte en este proceso tan sensible. 

 


💡SENSUAL INTIM TIP:
Si te sientes sola, con incertidumbre, abrumada por emociones que a lo mejor no esperabas tener en esta etapa, una de las mejores cosas que puedes hacer es pedir ayuda, hablar con otras madres, poder expresarte libremente y sin juicios. Hay diferentes grupos online de maternidades distintas, sólo tienes que encontrar el que te sientas más cómode.

 

Descubre mucho más sobre embarazo, parto y postparto en el blog de Sensual Intim y nuestro canal de YouTube.

Vive una sexualidad plena durante el embarazo y posparto con nuestro lubricante natural de Sensual Intim.

Puedes leer sobre los miedos en el embarazo, parto y crianza aquí.

Autora de la nota: @cristinabrull.psicologia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres estar al día sobre menstruación y salud pélvica?

Suscríbete a nuestra newsletter y consigue un fantástico 10% de descuento.
ENVIAR
* Al introducir tu email aceptas los términos y condiciones.
close-link

Esta página web utiliza Cookies para brindarte una excelente experiencia de navegación. Puedes ver las políticas aquí Cookies Sigue navegando o acepta las cookies para no ver más este mensaje.

Cookie settings

Below you can choose which kind of cookies you allow on this website. Click on the "Save cookie settings" button to apply your choice.

FunctionalOur website uses functional cookies. These cookies are necessary to let our website work.

AnalyticalOur website uses analytical cookies to make it possible to analyze our website and optimize for the purpose of a.o. the usability.

Social mediaOur website places social media cookies to show you 3rd party content like YouTube and FaceBook. These cookies may track your personal data.

AdvertisingOur website places advertising cookies to show you 3rd party advertisements based on your interests. These cookies may track your personal data.

OtherOur website places 3rd party cookies from other 3rd party services which aren't Analytical, Social media or Advertising.